El Metano (CH4) es incoloro, inodoro, prácticamente invisible, altamente inflamable y a menudo se encuentra unido a otros gases como el Sulfuro de Hidrógeno. Al detectarse su presencia en el agua es importante airear­la antes de su uso doméstico o industrial, ya que le da un aspecto lechoso bastante des­agradable a pesar de no tener ninguna reper­cusión sobre la salud.

Tratamiento convencional: La aireación o desgasificación es el único tratamiento. Por otra parte, ventilando un pozo, se reducirá sin poder eliminarlo completamente.

Dirección

C/ Maestro Solano, local 9
29620 Torremolinos
Málaga España

E-mail: info@fluidforce.com
Teléfono: (+34) 952 56 43 65
Móvil: (+34) 615 45 28 02