En el agua, se dan de forma natural y no todas son nocivas. Se dividen en dos gru­pos: bacterias no patógenas (no causan en­fermedades, y las más comunes son las adic­tas al Hierro); y las patógenas que sí causan enfermedades.

Tratamiento convencional:
Se puede utilizar la micro filtración, la R/O, la ultra fil­tración, o la oxidación química y la desinfec­ción. La esterilización ultravioleta es muy útil, pero la turbidez, el color y las impurezas orgá­nicas pueden disminuir su eficacia por debajo de los niveles de seguridad. El tratamiento ul­travioleta tampoco proporciona una acción bactericida residual; por tanto, es necesario llevar a cabo una desinfección periódica y completar el tratamiento con 0.2 micras de filtración. Un método muy común y menos dis­cutible es la oxidación química y la desinfec­ción por Ozono. La introducción de Cloro es el método más reconocido para la oxidación química y desinfección. La R/O eliminará el 99 % de las bacterias.

Tratamiento FF: Protección de la maqui­naria hidráulica correctora.

Dirección

C/ Maestro Solano, local 9
29620 Torremolinos
Málaga España

E-mail: info@fluidforce.com
Teléfono: (+34) 952 56 43 65
Móvil: (+34) 615 45 28 02